Creadores

MODA EMERGENTE

La perversión asiática de Victor von Schwarz

El diseñador Victor Von Schwarz presentó su colección 'Asian Perversion' en la plataforma Samsung Ego, un espacio de la Fashion Week de Madrid para jóvenes talentos. La sexualidad y extrema juventud, expresada con uniformes colegiales y pulseras sado (entre otras muchas cosas) fueron el centro de todas las miradas

sep 25 / 2013

Cesan los aplausos tras el minimalista desfile de Heridadegato. Se enciendes las luces y comienza a sonar una música estridente. Es el turno de Victor von Schwarz. Se rumorea en el desfile que este joven va a sorprender. Romperá de lleno con la temática de su colección anterior. Presenta su colección ‘Asian Perversion’ y sus fans más acérrimos están impacientes por viajar al apasionante mundo japonés. «Yo ya estaba fascinado por este mundo y ha sido tan fácil como sumar», declara el diseñador.

Victor von Schwarz de origen ruso y afincado en Barcelona acabó sus estudios de diseño de moda en 2009, cursando después un máster en sastrería. Tras un periodo de trabajo en el equipo de diseño de Manuel Bolaño, Josep Font y Bibian Blue, ha creado su firma independiente VVS. A día de hoy cuenta con seguidores en el público asiático y tres puntos de venta: dos en Taiwán y uno en Barcelona.

En la moda todo vale

Se palpa inquietud en el ambiente. Hay gente que ha venido desde muy lejos para ver su desfile. Victor tiene claro que su mercado está en Asia. La mayoría de piezas de esta colección están pensadas y elaboradas con la intención de venderse allí. A pesar de todo, la pasarela está hasta arriba y el 'front row' completo. Calcetines rojo flúor con sandalias, simpatizan con plataformas y pelos verdes.

Fans de Victor Von Schwarz

Su colección ‘Asian perversion’ trata sobre la particular afición de los japoneses por mezclar la sexualidad con la extrema juventud. Uniformes escolares, accesorios propios de niñas de preescolar, transparencias y calcetines amplios se unen para crear una mezcla inquietante. «Me gusta la delicadeza y el contraste cultural, y esa divergencia en el ámbito de la moda es lo que yo considero interesante», afirma el Von Schwarz.

Victor recurre a elementos tan poco sugerentes como las mascarillas que los japoneses utilizan para combatir la contaminación; los insectos, cuya captura es unos de los pasatiempos favoritos los niños nipones; y los collares y pulseras de cuero con aspecto sado. Son el centro de todas las miradas. Los colores predominantes, el negro, el rosa y el amarillo, con pinceladas de blanco y rojo en los estampados.

Diseños de 'Asian Perversion'

«En medio del huracán informativo»

No todo en la Fashion Week son reconocidos y admirados diseñadores a lo Versace. También están los jóvenes con talento que buscan una oportunidad en el mundo de la moda. La plataforma Samsung Ego, de Mercedes-Benz Fahsion Week Madrid, les proporciona esta oportunidad proponiendo alternativas a los nombres ya conocidos.

Aquí confluyen todas las tendencias. Bloggers, estilistas, diseñadores, modelos y amantes de la moda tienen la oportunidad de darse a conocer, compartir y aprender. «Lo que hacemos aquí en Madrid con Samsung Ego no lo he visto en otros sitios. Les damos una muy buena oportunidad, les sacamos del anonimato absoluto y les ponemos ahí, en medio del huracán mediático», explica Andrés Aberasturi, Comisario de Samsung Ego. «Para mí, lo más difícil es pasar de que no te conozca nadie a que te conozcan. Y eso se lo damos nosotros. A partir de ahí, el prestigio, reconocimiento y, sobre todo, las ventas, no están en nuestras manos. La pasarela es un paso necesario, pero es un medio, no un fin en sí mismo».

Acaba el desfile. Acompañado de una enorme ovación, el joven diseñador saluda tímidamente a los asistentes y abandona la sala. Llegar hasta donde ha llegado ha supuesto para él un gran trabajo y muchas horas de duro esfuerzo. A pesar de eso, agradece las oportunidades que ofrece la ‘Fashion Week’ en Madrid, pero se queja del mercado. Es probablemente la razón por la que ha tenido que buscar su sitio fuera: «No sé si las oportunidades son suficientes, no me parecen mal las que hay, lo que me parece peor es el mercado, aquí la gente no compra. Se interesan muchísimo pero no compran», comenta. «Es difícil. Hay que ser persistente. La gente se rinde en el camino... pero hay que seguir intentándolo».


Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:

SE DICE EN TWITTER

Qué se dice en Twitter...



NOTICIAS RELACIONADAS

Comentarios