Starz

RESURRECCIONES TELEVISIVAS

The Killing, levántate y anda

De Futurama al caso español de Amar es para siempre. La resurrección televisiva, cuando una ficción vuelve tras ser cancelada, es una de las dinámicas de producción más actuales. ¿Triunfará la nueva The Killing?

abr 26 / 2013

Y a los doces meses, resucitó. Milagro televisivo y Netflix mediante, The Killing volverá a la televisión norteamericana el próximo 2 de junio. El incomprendido y malogrado remake de la ficción danesa Forbrydelsen, que narra el desarrollo del caso Larsen, sobre una joven de 17 asesinada en Seattle, tendrá una segunda oportunidad. Y es que en una industria tan compleja como la actual, la muerte de una serie no es el final. ¿Nos arrepentiremos de la resurrección?

Tras una primera temporada un tanto caótica y una segunda redonda, la cadena AMC canceló The Killing y la mandó al cielo seriéfilo. La serie arrastró cifras y críticas decepcionantes desde el final de su primera entrega, a la que se defenestró injustísimamente por no haber resuelto el caso a la primera —como si las ficciones no debieran tener varias temporadas—, pero de esto que Sarah Linden (Mireille Enos) y Stephen Holder (Joel Kinnaman) se quedaron en el limbo.

¿Un zombi sin vida?

En una de las dinámicas televisivas en que las series parecen tener tantas vidas como un gato, The Killing fue rescatada para una tercera temporada. La plataforma online Netflix, que suele tirar de éxitos probados y fieles seguidores para completar su catálogo, le echó el ojo a la serie de AMC. Y la cadena, que a falta de ratings le valen buenas críticas y viceversa —véanse Mad Men o The Walking Dead en sus tiempos mozo—– colaboró misteriosamente en la resurrección.

La nueva The Killing se emitirá tanto en AMC como en Neflix; con sus parches, eso sí. A pesar de contar con el mismo equipo de guión y producción y los mismos protagonistas, la serie parece haberse tomado al pie de la letra las críticas anteriores. El próximo caso conectará a un asesino en serie con una antigua investigación de Linden, que ya no forma parte del Cuerpo, y se resolverá en la misma temporada. ¿Será The Killing un bíblico Lázaro o un zombi sin vida?

Entre el éxito y el remiendo

El resultado de tu particular Frankenstein televisivo es toda una lotería. No es la primera vez que una cadena rescata una serie para aprovecharse de su tirón en ratings, reviews, o por el revuelo mediático de la resurrección —Futurama es uno de los casos ejemplares—. El premio se reparte entre aquellas ficciones rehabilitadas por el mismo equipo que las vio nacer, que respeta su esencia y le da un final apropiado, y aquellas que acaban en un remiendo fallido.

DirecTV es una cadena experta y pionera en la reanimación televisiva. Esta cadena de pago de segunda división produjo las temporadas finales de Friday Night Lights, una aclamada teen fiction, tras firmar un acuerdo en 2008 con NBC, la network en que debutó. El éxito se repitió a medias con Damages (Daños y perjuicios): DirecTV emitió sus dos últimas entregas, y aunque la mudanza destruyó su espíritu transgresor, los seguidores disfrutaron de un final definitivo. 

El caso español también es positivo; Amar es para siempre consigue triunfar en Antena 3 lo que la crisis le habría impedido en TVE. ¿Es una dinámica perversa más allá de las cifras o no? La industria permite ahora que plataformas como Netflix o Hulu, además de su programación propia, aprovechen triunfos ajenos para arañar audiencias a riesgo del alma de la ficción. ¿No habría que considerar una cancelación como una muerte definitiva? Veremos con The Killing. 

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:

NOTICIAS RELACIONADAS

Comentarios