Starz

PRIMERA TEMPORADA

'True Detective', la serie de la que todos hablan

Entre el aplauso, la estupefacción y un hype desmedido se despide 'True Detective'. La antología de género policíaco de HBO, una joya audiovisual sugerentísima, se ha convertido en un fenómeno social

mar 12 / 2014

La primera temporada de 'True Detective' es el proyecto más ambicioso de la televisión de los últimos años, no solo por su resultado en imágenes sino por todo lo que quiere transmitir. La lucha de un hombre contra el caos del mundo y las construcciones (la religión, la filosofía) que a veces alumbran esos monstruos. Un ensayo artístico y formal que juega con los parajes de EEUU y los mezcla con referencias a la fotografía, la pintura, la literatura y la música.

El imaginario de Nic Pizzolatto ('The Killing'), creador de 'True Detective', está lleno de destellos sobre el bien y el mal y citas de Nietzsche y Schopenhauer pero… ¿y los detectives? A la ficción de HBO, que por suerte puede hacer lo que quiera con sus series, quizá le pesa demasiado mirar tanto el ombligo de su productor y recurrir al 'whodunit', el género de asesinatos que da sentido a la antología (una historia diferente en cada temporada), solo cuando le interesa.

Un fenómeno crítico y social

Para los que no se hayan animado aún con ella (Canal + lo pone a huevo: maratón en cines de Madrid y Barcelona para el sábado 15 de marzo), la serie comienza cuando el crimen de Dora Lange introduce a Rust Cohle (Matthew McConaughey) y Marty Hart (Woody Harrelson), de la policía de Louisiana, en lo más profundo y supersticioso del Estado. El caso, narrado entre 1995 y 2012, revolucionará la vida de los agentes, uno ateo y nihilista, otro conformista y mundano.

'True Detective', que debutó como una fábula muy oscura y muy intensa, se convirtió pronto en un fenómeno social similar al que vivió 'Mad Men'. Una serie un tanto difícil para el 'mainstream' que gracias a la crítica (en este caso también a las redes sociales) se consagra con un universo y un discurso muy particular. Grandes personajes, sobre todo de McConaughey, y actuaciones, también la de Harrelson, y una dirección espectacular a cargo de Cary Fukunaga (Jane Eyre).

De referencias y planos secuencia

Lo que muchos se preguntan es si 'True Detective' va más allá de ese onanismo audiovisual de sus creadores. La serie presume de ciertos guiños que solo los muy cultos reconocen (de Alan Moore, el novelista gráfico, a Lovecraft) y de una narración en imágenes casi siempre acertada, sobre todo el tratamiento de los espacios reales de Louisiana, y a veces inútilmente pretenciosa, como ese dinámico plano secuencia que por otro lado traiciona el espíritu reflexivo de la serie.

Está claro que HBO tiene la licencia, por su trayectoria y saber hacer (y su presupuesto), para embarcarse en proyectos tan transgresores como este, pero… ¿qué hay de lo que cuenta 'True Detective'? En la relación entre Rust y Cohle y su evolución (¡tranquilos, no spoilers!) hay ideas brillantes pero no de necesaria originalidad aparte de sus referencias cultas y sus imágenes. ¿Y qué hay del 'whodunit'? ¿Imagináis que una antología del terror como AHS pasara del terror?

'Twin Peaks', de Lynch, y 'Zodiac', de Fincher

Como ejemplar del género al que se adscribe 'True Detective' pasa muy de puntillas: el devenir de sus personajes, lo más interesante de la ficción, no responde siempre a The Yellow King, la investigación en cuestión, que no se recupera hasta bien entrada la temporada. Pizzolatto y compañía dejan claro desde la primera entrega de la antología que los seguidores del género policiaco ya pueden ponerse los DVDs de 'The Killing' porque su serie pretende ser otra cosa.

¿De verdad lo consigue? Más allá de lo convencional que pueda resultar su historia y de que como serie sobre una investigación criminal haya que cogerla con pinzas, la propuesta de HBO es un proyecto televisivo muy interesante, un revulsivo a lo que ya plantearon David Lynch en 'Twin Peaks' y David Fincher en la simbólica 'Zodiac', los dos reflejos quizá más válidos. La maldad sobrenatural que hay tras lo cotidiano alumbra relatos tan tramposos y podridos como este.

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:

NOTICIAS RELACIONADAS

Comentarios