Starz

PROYECTO CIENTÍFICO

¿Y si tu hermana favorita fuera un chimpancé?

En 'Fuera de quicio', Karen Joy Fowler enfrenta la dignidad y los derechos de los animales con el dolor y la pérdida de una familia en la que los padres deciden criar a la vez a Rosemary, su hija pequeña, con Fern, una chimpancé bebé. Pero aquí no hay recuerdos entrañables de infancia ni finales felices. Malpaso ediciones publica una novela que pregunta, que duele, que cuestiona los estudios científicos con animales y que nos enseña una particular estela de luces y sombras en la experimentación animal con primates

feb 26 / 2016

Acerca de Washoe, Roger Fouts ha dicho que ella le enseñó que en la expresión "ser humano", la palabra "ser" es mucho más importante que la palabra "humano"
Karen Joy Fowler

Paul McCartney anunciaba la separación de los Beatles. Septiembre Negro se asoma por un balcón de Múnich. Allende comienza a caer. Termina la construcción de las torres gemelas. Desaparece Saigon. Mueren Joplin, Morrison y Chaplin. Se publica mi disco favorito. A Nim Chimpsky lo separan de forma violenta y dramática de su madre para convertirse en el protagonista del Proyecto Nim: un intento sin éxito de replicar a Washoe, el primer ser vivo no humano que logró aprender el lenguaje de señas.

Fotograma de Proyecto Nim

Fotograma de Proyecto Nim

Los setenta no fueron una década corriente ni monótona. Del revuelo y lo volátil tampoco escaparon la ciencia y la psicología. Chomsky no conocía la historia de Nim ni de Fern, una de las protagonistas de la novela Fuera de quicio de Karen Joy Fowler, cuando proclamó que sólo los humanos podían asimilar un lenguaje. Pónganse en situación: un bebé chimpancé con dos semanas de vida es separado de su madre y de todo contacto con otros simios para formar parte de un proyecto científico que pretende revolucionar la psicología y la ciencia del comportamiento. Pasa a formar parte de una familia humana. Se le enseña el lenguaje de signos, se le trata como uno más del clan, como cualquier bebé humano. Aquí continúa el combate entre los discípulos y los científicos, entre los experimentos de Skinner y las teorías de Chomsky.

La otra hermana

La otra hermana

Rosemary Cooke no es una chica cualquiera. Parte de su infancia está llena de estudiantes de doctorado, libretas, experimentos y juegos en el laboratorio que su padre ha instalado en su propia casa. Quizás, ahora con el paso de los años, entiende el empeño de su madre cuando le confesó que quería que tuviera una vida extraordinaria. Y es que la voz que tiembla y se abre para contarnos las particularidades de su familia en la ficción de 'Fuera de quicio', ha tenido que hacerse mayor para enfrentarse a la pérdida de la que nunca se habla en casa: la de su hermana gemela Fern, una chimpancé que trae su padre, profesor de Psicología en la Universidad de Indiana, para convertirlas a las dos en objeto de estudio. ¿Qué pasará si cría a su hija y a la pequeña primate a la vez?

Con una narración ágil, ingeniosa y sincera, poco a poco vamos conociendo la razón de por qué la familia Cooke está completamente fuera de quicio: el padre encuentra alivio en la bebida, la madre se agarra al mismo dolor de haber perdido una hija y Harlow, el hermano mayor, se convierte en diana del FBI por unirse al FLA (Frente de Liberación Animal). Pero Rosemary tampoco se escapa: su niñez sigue haciendo mella en su presente. En lugar de guardería y juegos en el recreo, hay premios y juegos en el laboratorio de papá. Es observada constantemente junto a su otra hermana, Fern. Juegan, ríen, hacen trastadas juntas, se abrazan. Son felices, se ven la una a la otra como en un espejo. Pero también asoman dudas y miedo, favoritismos y rivalidad. ¿Se puede tener un chimpancé en casa de por vida?

Cuando los salvajes somos nosotros

La otra hermana

En la foto: Nim junto a Bob Ingersoll

Como el real Nim, Fern tuvo que irse de casa. De golpe, a escondidas, cuando los niños no están ni miran. Y esto supone una herida siempre abierta en la familia de los Cooke. Cada miembro lleva el dolor por dentro, hace propia la huella de Fern, se refugian en el silencio, caen por completo en el autoengaño. 'Fuera de quicio' es una novela maravillosa, llena de recuerdos, vida, punzadas y preguntas: ¿Hasta qué punto es lícito educar a un animal como si fuera humano? ¿A dónde van los animales que hemos obligado a comportarse como humanos cuando "ya no nos sirven"? ¿Qué supone para un primate ver por primera vez a los de su especie cuando ha sido educado como un niño? ¿Por qué nos empeñamos en hacer iguales naturaleza humana y animal?

Con 'Fuera de quicio', Karen Joy Fowler también escribe sobre el amor, la madurez, y sobre el ejercicio y "poder" de ser padres. Pero también, es un libro-alegato por la dignidad- tanto humana como animal- y por el respeto y los derechos animales. Porque como dijo el científico Roger Fouts acerca de Washoe, la primera criatura no humana que aprendió el lenguaje de signos, fue ella quien le enseñó que en la expresión "ser humano", la palabra "ser", es mucho más importante que la palabra "humano".

Fuera de quicio

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:

NOTICIAS RELACIONADAS

Concha
mar 13

EL TABÚ DE LA MASTURBACIÓN

'El dedo: apuntes sobre la masturbación femenina' (o una constelación en las manos)

Capitán Swing publica el nuevo libro de Luna Miguel, 'El dedo. Breves apuntes sobre la masturbación femenina', una recopilación íntima y maravillosa de entrevistas, fragmentos de diario, artículos y ficciones sobre un tema que provoca revuelo, polémica y silencio. Porque a día de hoy la masturbación femenina sigue siendo tabú

Instrucciones para ser una espía del siglo XVII
feb 19

LA HISTORIA DE APHRA BEHN

Instrucciones para ser una espía del siglo XVII

Sí, sabíamos que en el siglo XVII ya existían mujeres espías. Enfermeras, damas de honor, tenderas, mujeres de la nobleza… Las mujeres eran consideradas por la sociedad sujetos políticamente no activos por lo que pasaban totalmente desapercibidas. Entre sus instrumentos de espionaje descubrimos mensajes secretos entre vinagre, agua fría, huevos y alcachofas gracias al trabajo de la profesora de Nadine Akkerman

Las madres que protegen con semillas el futuro de sus hijas
feb 12

LA VIDA EN MEGHALAYA, INDIA

Las madres que protegen con semillas el futuro de sus hijas

Entre montañas, en el pequeño estado indio de Meghalaya, son las mujeres indígenas las encargadas de custodiar las semillas. Saben perfectamente cómo y cuándo cada grano debe ser sembrado. Aquí la mujer tiene un papel imprescindible en la gestión de la tierra, es sinónimo de soberanía alimentaria y respeto. Aquí el futuro de sus hijas se escribe siempre con las manos mojadas, llenas de tierra y de semillas

Comentarios